Zombis

Zombis

zombis

Se abren las puertas. Afuera,  los cuerpos se mueven impulsados por el aliento cascado de la valla metálica.  Suenan portazos. Las puertas de los coches caen empujadas por la inercia de su propio peso. Decenas de pies se arrastran siguiendo el sendero de señales en el suelo. El silencio de la mañana se rompe por el tintineo lento de las ruedas que hacen cosquillas al suelo de cemento. Una línea de zombis rebuscan papeles en los bolsillos de sus chaquetas.

Son las 9.15 de la mañana.

Es sábado.

Toca hacer la compra.

 

Josefa Molina


5 respuestas a “Zombis

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s